Así es el método Sakuma: cambia tu cuerpo con solo 5 minutos al día

Antes se pensaba que bajar de peso y mantener el cuerpo en forma era un difícil trabajo que necesitaba de largas horas de ejercicio en el gimnasio y el cumplimiento de dietas estrictas, hasta que el método Sakuma demostró que sólo son necesarios cinco minutos al día para poder cambiar el cuerpo y moldearlo, con fáciles ejercicios y una dieta simple y saludable.

El origen del método Sakuma parte del libro llamado “El método Sakuma” publicado por el reconocido entrenador personal de supermodelos, Kenichi Sakuma, quien quiso plasmar en su libro el secreto y las rutinas que lo han llevado a moldear con éxito el cuerpo de muchas modelos en Japón y vender más de 2.000.000 de ejemplares de su libro en el país asiático.

Aunque es recomendable leer el libro de Kenichi Sakuma, nosotros te presentamos las rutinas de ejercicio a seguir con el objetivo de cambiar el cuerpo con sólo cinco minutos al día, para que las personas dejen de ser víctimas de largas horas en el gimnasio y las dietas que suelen ser muy costosas. 

¿En qué consiste el método sakuma?

Este método es un nuevo sistema de tonificación proveniente de Japón. Según su creador, Keniche Sakuma, tiene como fin la pérdida de peso de forma efectiva, sin que sea necesario aplicar mucho tiempo en ello y corregir las posturas del cuerpo que evitan la pérdida de grasa y causan mucho dolor, a través de cinco ejercicios que trabajan músculos específicos con una duración de un minuto cada uno de ellos y una alimentación correcta.

Así es el método Sakuma: cambia tu cuerpo con solo 5 minutos al día

¿Por qué este método ayuda al cambio corporal?

En el libro El Método Sakuma, se explica que realizar los cinco ejercicios que conforman este método mejoran tanto la figura corporal al evitar un torso débil y una pelvis inclinada hacia adelante, como el metabolismo basal y ayuda a conseguir una pérdida de peso ideal de forma rápida. Es necesario realizar estos ejercicios correctamente y seguir al pie de la letra los planes alimenticios que también son parte de este método.

Este método se encarga de luchar contra los muslos de gran volumen, brazos y barriga flácida, caderas anchas o de aspecto envejecido. Permite que las personas aprendan a utilizar de forma adecuada los músculos del torso y las cinco articulaciones más alteradas con las sobrecargas del cuerpo, es decir, cuello, hombros, pelvis, rodillas y tobillos. Además, aumenta la energía consumida por el cuerpo sin realizar grandes esfuerzos.

¿Cuál es la rutina de ejercicios que conforma el método sakuma?

Es importante tener en cuenta que las primeras dos semanas, lo ideal sería realizar los ejercicios de forma diaria, para intercalar entre días de actividad y descanso al llegar la tercera y así con solo tres días a la semana se puedan empezar a notar grandes cambios y que los ejercicios pueden ser realizados por mujeres de distintas edades, genéticas o las características del cuerpo. Los ejercicios que componen la rutina Sakuma son:

Reducir abdomen, glúteos y espalda

Este ejercicio permite estimular los músculos respiratorios que se encuentran localizados bajo los omóplatos, la parte superior de los glúteos, la zona interna de los muslos y los músculos que se encuentran distribuidos alrededor de la pelvis. Este simple ejercicio consta de un proceso que debe ser repetido 10 veces, conformado por dos pasos que deben ser repetidos en tres ocasiones sin tiempo de descanso y un segundo ejercicio:

Primero, se coloca en la posición inicial, que consiste en situarse boca abajo y entrelazar las manos detrás del cuello, levantar la parte superior del cuerpo y dejar el abdomen apoyado en el suelo. Lo siguiente es levantar la pierna con cuidado de no doblar las rodillas y mantener la espalda curva y las piernas apretadas de forma que quede la una contra la otra. Para finalizar, al cambiar la postura, cruzar los tobillos y empujar hacia afuera con los pies.

Tonificar muslos, glúteos y pelvis

Este ejercicio está pensado netamente para el beneficio del tren inferior del cuerpo. Su objetivo es brindar la tonificación de cadera, con el fin de permitir una adecuada rotación y movimiento de la misma y de los glúteos, reduce el volumen de los muslos, rectifica las piernas que se encuentran arqueadas y estimulan los músculos ubicados encima de la cadera, junto a sus laterales. El proceso de este ejercicio es el siguiente:

La postura inicial es colocarse boca abajo, ubicar las dos manos en la cabeza y meter la barbilla hacia adentro. Lo siguiente es levantar la parte superior del tronco y las piernas, para luego cerrarlas, mientras se empuja una contra la otra durante 10 segundos. Para finalizar se deben cruzar las piernas y empujar hacia afuera por otros 10 segundos y repetir este proceso tres veces.

Afinar la cintura y enderezar los hombros

El objetivo de este ejercicio es brindarle a la cintura una forma curva y estilizada, enderezar y bajar los omóplatos, un ejercicio que ayuda en el aumento del consumo de energía que se obtiene mientras se camina. Este sencillo ejercicio se basa en un proceso que consta de pasos que deben ser repetidos 10 veces hasta alcanzar el cumplimiento del minuto de ejercicio:

Para iniciar, se debe acostar en una cama o superficies similares, colocar las manos en sus respectivos laterales de la cadera, subir a un lado la cadera sin que exista un movimiento de hombros. Para que el movimiento sea más fácil es recomendable el levantamiento de la pierna al mismo tiempo, primero se debe hacer con la pierna derecha durante 3 segundos y luego otros 3 segundos con la derecha.

Tonificar el torso

Este ejercicio sólo cumple la función de tonificar el torso, por lo que se trabaja en él. Para su posición inicial es necesario sentarse con los brazos cruzados y los pies separados a la altura de los bordes de las caderas, agarrarse los codos con las manos y apoyarse de las rodillas mientras están separadas. Luego se levantan los brazos, aún cruzados sin modificar el resto de la posición. Cada postura se mantiene por 6 segundos y repetirlo 10 veces.

Equilibrar el cuerpo

A través de este ejercicio el mantenimiento de equilibrio y control del cuerpo será más fácil de mantener. Su primera posición consiste en colocarse en cuclillas y colocar el dorso hacia adelante con las palmas de las manos apoyadas en el suelo y los pies juntos, aunque pueden estar separados para que el ejercicio sea más fácil, luego con los brazos levantados extender el cuerpo hacia arriba hasta su límite. Este ejercicio se debe repetir 10 veces.

¿Cuáles son las pautas alimenticias del método Sakuma?

Para que este método funcione no sólo son necesarios los ejercicios, es importante seguir el plan de alimentación que Sakuma recomienda. Está basado en el consumo de una gran cantidad de proteína en mínimo tres comidas a lo largo del día, sean carnes magras, mariscos o huevos y evitar alimentos que sean procesados, así como los carbohidratos, azúcares y el alcohol, lo esencial es beber muchas cantidades de agua.

Además, Sakuma establece horarios destinados a las principales comidas del día. El desayuno, debe ser ingerido 30 minutos luego de despertarse, si se excede este tiempo, el organismo puede tornarse más lento y es más fácil el aumento de peso y la cena, cuatro horas antes de irse a dormir para que el cuerpo pueda consumir los alimentos de forma correcta.

Continúa leyendo sobre el Microneedling.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: