La maderoterapia: la técnica natural para eliminar la celulitis

Durante los últimos años se ha venido implementando en los centros estéticos la técnica ancestral de la maderoterapia. Sirve para eliminar considerablemente la acumulación de grasa de distintas zonas, entre ellas caderas, abdomen y espalda.

Aunado a ello, también funciona para disminuir los niveles de estrés y combatir los dolores de ciertas áreas del cuerpo. En el ámbito de la holística, su labor principal es la de obtener una grata estimulación energética, aportando un mayor bienestar y tranquilidad al cliente.

Si crees que ya es muy tarde para deshacerte de estas pequeñas marcas en tu piel y no sabes cómo hacerlo, esta es la alternativa más efectiva y natural que encontrarás. ¡Quédate con nosotros y disfruta de la guía completa que te hemos traído! 

¿Qué es la maderoterapia?

Seguramente en algún momento de tu vida habrás escuchado de un tratamiento anticelulitis que lleva por nombre maderoterapia. Consiste en una técnica de origen oriental similar al que se emplea en los masajes manuales, a excepción de que en vez de las manos se hace uso de instrumentos de diversos tamaños, formas y diseños, hechos completamente de madera.

Cada uno de estos rodillos y herramientas disponen de una función bastante específica, pero en líneas generales son de gran utilidad para quebrar nódulos de grasa, disminuir la retención de líquidos y estimular la sana circulación del sistema linfático.

Sin importar su papel, estos se encuentran ideados para adaptarse fácilmente a las distintas partes del cuerpo humano. Adicional a los beneficios estéticos, también se le suman los principios naturales como la reducción del estrés y la obtención del balance energético positivo.

La maderoterapia: la técnica natural para eliminar la celulitis

De tal manera que, las energías que fueron anteriormente bloqueadas en los puntos clave de tensión, logran relajarse y fluir mejor. Una vez terminada la sesión, el usuario sentirá un bienestar superior.

La eficacia y poder anticelulitis de la maderoterapia reside en la activación de la microcirculación en lugares como caderas, espalda o abdomen. De hecho, gracias a ello han surgido vertientes de esta técnica en función de las necesidades de cada cliente.

No obstante, las zonas más habituales tienden a ser las piernas y los glúteos, debido a que el tratamiento propicia la reafirmación y firmeza de la piel. Además, se estimula significativamente la formación del colágeno y la elastina.

Tipos de maderoterapia 

Dentro de la maderoterapia que se practica en los numerosos centros estéticos en la actualidad, podemos encontrar variantes del procedimiento en función del objetivo que se desee alcanzar. Para que puedas entenderlo un poco mejor procederemos a explicar cada una de ellas:

Facial: funciona como una de las técnicas más demandadas y realizadas por especialistas del ámbito estético. Se utilizan diversos utensilios de madera creados con el fin de tratar, con suma delicadeza, problemas relacionados con el rostro y el cuello.

Tras su aplicación, la piel tendrá un aspecto más lozano, dado que se estará reactivando la producción de elastina y colágeno, incrementando la densidad de la matriz extracelular y mejorando la circulación sanguínea y linfática.

De busto: otro de los puntos fundamentales de los que se encarga la maderoterapia es el busto. Remueve de manera satisfactoria grasa que se encuentra mal ubicada en aquellas zonas en donde sea necesaria. Inclusive, se puede moldear y aumentar el volumen de los senos de la paciente.

Anticelulítica: en ella se busca eliminar la acumulación de grasa de diferentes zonas del cuerpo, tales como; abdomen, espalda y caderas. De hecho, gracias a este maravilloso masaje, se puede activar la microcirculación y eliminar la dañina retención de líquidos. Con respecto a los glúteos, esta propicia su moldeo, firmeza y elevación.

Corporal: tiene como objeto central la obtención de resultados tanto reductores, como moldeadores y tonificantes, todo esto con la ayuda del estímulo drenante de la adiposidad localizada.

Fisioestética: con esta variante de la maderoterapia se reducen los niveles de estrés a un punto que se logra conseguir la erradicación de las contracturas ocasionadas por mucha actividad física o una mala postura, para que así pueda haber un alivio total en dolores musculares y articulares.

Como tratamiento holístico: ideal para los fieles seguidores de masajes holísticos. Con esta clase de maderoterapia el especialista estará ejerciendo cierta presión en los chacras del cliente con el propósito de generar tranquilidad emocional, bienestar y una excelsa sinergia entre mente, cuerpo y espíritu.

Etapas

Por lo general, las sesiones de masaje están divididas en tres etapas. En la primera, es realizado un bombeo o también denominado masaje linfático, en el cual se prepara la piel del cliente y se mueve la grasa.

Luego de este paso, se empieza a llevar un masaje reductor con aceites esenciales. Para concluir, se lleva a cabo un masaje con los utensilios de madera diseñados específicamente para amoldarse al cuerpo de la persona tratada.

Cada una de las sesiones suelen tener una duración de veinte minutos aproximadamente. Por su parte, los resultados pueden ser observados después de la tercera sesión. Lo que aconsejan los expertos es que se tomen al menos entre diez y quince sesiones para obtener un resultado importante.

Instrumentos utilizados

A lo largo de los años, cada vez más se desarrollan productos dirigidos a la complementación de los masajes de maderoterapia que se realizan en los centros estéticos. Sin embargo, los instrumentos que más se emplean actualmente son tres, los cuales varían en tamaño y forma en base a su uso. Estos son los siguientes:

  • Rodillo liso: es el responsable de activar el sistema circulatorio y linfático, ya que estimula el sistema nervioso periférico y facilita la eliminación de adipocitos.
  • Copa sueca: disminuye las adiposidades localizadas y modela mayormente la cintura y el abdomen, puesto que estas son las más complicadas de erradicar. Con ella se remueven los excesos de fluidos luego del drenaje de la tabla modeladora.
  • Tabla modeladora: su objetivo es tonificar y modelar todas esas áreas de la piel que son bastante delicadas, de modo que se esculpe la figura y se drena la grasa de los adipocitos.

Beneficios

En líneas generales, podríamos dividir los beneficios de la maderoterapia en tres categorías:

  • Estéticos: esto significa que se adquirirá tras varias sesiones un aspecto físico mucho más atractivo, además de que se estará tratando el cutis y se tonificará y moldeará la figura, llegando inclusive a observar pérdidas considerables de peso.
  • Medicinales: en este punto nos referimos a que notarás una mejora en tu circulación, oxigenar tu piel y los músculos se relajan de tal manera que los dolores de cuello y espalda se eliminarán en su totalidad.

Relajadores: en relación a esto, la maderoterapia permitirá que tus niveles de estrés se disminuyan, al igual que las energías se redireccionarán y obtendrás una mayor tranquilidad emocional.

Continúa leyendo sobre la bichectomía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: